Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía d

Las Post-Bodas molan

Hoy os hablo de la Post-Boda de Ana e Iñaki. Tuvo lugar en Toledo, genial ciudad. Me trasladé desde Badajoz que es la ciudad donde resido actualmente, pero lo cierto que trabajo por toda España, haciendo bodas, post-bodas y hasta prebodas. Ana e Iñaki, que ya se habían dado el sí quiero en esta preciosa ciudad, ahora nos deleitan con un largo paseo por la vetusta urbe castellana, en una agradable tarde verano. Un paseo que nos llevará desde el centro histórico al mirador de Valle, con unas vistas realmente espectaculares.

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía Badajoz

El trabajo para este reportaje empezó para mi el día anterior. Salí desde Badajoz con suficiente antelación para recorrer la ciudad con tranquilidad y preparar distintos recorridos. Anduve por sus calles, sus puertas, sus espacios y parajes naturales seleccionado cada rincón que pudiera ofrecer un marco adecuado para la historia de amor de Ana e Iñaki.

Además también suelo añadir al recorrido principal otro recorrido alternativo hacia zonas menos transitadas por si se diera el caso de haber un excesivo número de turistas. Acabada la preparación del recorrido y caída la noche, llegó la hora de recogerse y aprovechar para leer sobre la historia y la actualidad de la ciudad. Toledo sería de telón de fondo de la una historia de sentimiento contada con imágenes. No suelo dejar nada al Azar, pero si se tercia improvisar, que me pille bien preparado.

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía d

Siguiendo a Cervantes

Única en sus detalles, su historia, su cultura y su encanto, ha dejado huellas imborrables en mi corazón, desde que mis profesores se empeñaron en enseñarme los rudimentos de la literatura española.

Algo tuvo que quedar de las pasadas enseñanzas porque aquella tarde, atisbé a rememorar las andanzas del Lazarillo de Tormes rondando por mercados de abastos, entrando a la misa de la Iglesia Mayor por la Puerta del Reloj y saliendo por la Puerta de los Leones de la ciudad imperial. También acudió a mi pensamiento el mismísimo Buscón de Quevedo cuando don Pablos, el pícaro protagonista, entra en una compañía de cómicos como actor, por amor a una farandulera.

Allí también se me representó el bueno de Don Miguel buscando en la Plaza de Zocodover a un moro aljamiado, para que le tradujera del árabe unos papeles viejos, donde estaba transcrita la verdadera historia de un caballero manchego de apellido Quijano, Quijana o Quesada. Cierra las remembranzas literarias otro autor mío de cabecera, Arturo Pérez Reverte, que en su novela El Club Dumas, hacía caminar por sus callejuelas  al antihéroe Lucas Corso, un detective de libros en busca de un códice satánico.

El paseo por la ciudad

Con tan impresionante patrimonio arquitectónico, artístico y natural, véase conventos, sinagogas, mezquitas, murallas, puentes, alamedas y un sinfín más de ellos, puede uno perderse. Toledo es una ciudad hecha para caminarla y a mi me tocaba seleccionar de entre sus mil bellezas aquellos rincones que formarían parte del patrimonio sentimental de Ana e Iñaki.  Seleccionar espacios que despierten sensaciones a quienes visitan la ciudad y que las atesoren en el corazón a quienes tienen la suerte de vivir en ella, como este caso era.

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía d

Antes de iniciar el paseo con estos chicos hay que tener en cuenta que la ciudad está enclavada en un promontorio rocoso y rodeada por el río Tajo, por lo tanto, allí todo era subir o bajar. Bajo esta premisa planificamos nuestro itinerario desde la parte alta hasta el río iniciando el recorrido en la plaza de la Catedral.

También llamada Plaza del Ayuntamiento, aquellos días disponía de un enorme escenario para actos culturales y no pude menos que aprovecharlo para aislar a la pareja obteniendo como único fondo los chapiteles góticos de la Seo.

Seguidamente hicimos parada en el Arco del Ayuntamiento, cuyo precioso enrejado nos reveló detalles desconocidos del vestido de Ana en un juego de sombras y luces. Un poco más adelante y esquivando a turistas curiosos, hicimos otra parada en el pasadizo de Balaguerfamoso por la película Tristana de Luis Buñuel.

En el camino de la Judería pudimos solazarnos con sus muros mudéjares, sus arriates floridos y sus arcos de herradura, continuando hacia El Monasterio de San Juan de los Reyes desde donde ya se podía contemplar el Puente de San Martín.

Para finalizar el recorrido, nos fuimos a capturar los últimos rayos de sol al Mirador del Valle, punto desde la que se consigue divisar una panorámica esplendorosa de la ciudad, abrazada por el curso del río Tajo y calentada por la tibieza del atardecer veraniego.

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía d

Espero que disfrutéis de la ciudad y de sus mágicos rincones como yo lo hice con estos dos toledanos de pro, por lo que no quisiera antes de terminar con este post, irme sin  adelantar algunas fotos, a la espera de publicar el reportaje web completo.

Os tengo que contar por último, que regrese a Extremadura, la tierra que me acoge, pasé por ciudades como Cáceres, Mérida y llegué a mi bonita ciudad, Badajoz. Tenía que preparar para el fin de semana siguiente un pequeño stand para el Expobodas, para que la gente conociera todo lo que hago. Si buscáis fotógrafos en Badajoz, Cáceres, Mérida, o en cualquier punto de Extremadura para tener un recuerdo imborrable de vuestra boda, o lo que necesitéis, no dudéis en llamarme. Me encanta hacer bodas en mi ciudad, en los lugares más representativos, en el Golf Guadiana, el Complejo Alcántar, o las bodas de oro en el Ayuntamiento de Badajoz.  

Por último, Ana e Iñaki, gracias por ser otra pareja de enamorados que confiasteis en mí para plasmar con fotografías naturales, artísticas y apasionadas unos momentos mágicos, que ya perdurarán para siempre en el tiempo, gracias a vuestro reportaje de post boda.

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía d

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía d

Post boda de Ana e Iñaki en Toledo. Juan Aunión, fotografía dDisfrutad del reportaje de fotos completo aquí

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin