BODA DE ELENA Y JAVIER

¿Ellos? divertidos y nada tímidos. Bueno, a decir verdad Javier se mostró al principio algo tenso con la cámara. Sin embargo, la tensión durará poco. Javier se abrió enseguida, ….bueno, contaros que hasta hubo momento Chiquito de la Calzada! 


Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, BadajozElena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz


Su encantadora familia, madre, prima e incluso vecina, me brindaron una agradable acogida. Por otro lado, la casa de los padres de Javier estaba una planta muy alta y sacamos jugo a la luz matinal. Leganés puede que sea una ciudad dormitorio, pero olé por sus zonas verdes.

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz


Durante los preparativos flotaba en el ambiente una emoción triste, como pasa algunas veces en un día feliz, pero en el que echas de menos algún ser querido. Sin embargo, el padre de Javier se hizo presente a través de su reloj de pulsera. Reloj que llevó orgulloso a su enlace civil.

 

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, BadajozElena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz


En casa de Elena

Tocaba irse a casa de Elena, y allí que me presenté. Me esperaban, por este orden, Elena con su cigarrito mentolado, su madre con sus mantecados caseros, su padre con el cuadro de su niña preferida y finalmente su peluquera con el flash de móvil, super potente, de verdad.

Elena es super atractiva y no paró de regalarme complicidades. Con los padres me costó que no pusieran cara de foto, aunque a veces, también se le saca partido a esto, jeje.

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia

 Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Tocaba ir al Ayuntamiento. Era un día de calor y un sol de justicia nos regalaba sus dones con profusión. Rodeados de amigos y familiares hicieron su entrada y la ceremonia fue breve, intensa y llena de risas.

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Boda de Elena y Javier. Reportaje realizado por Juan Aunión, fotógrafo de bodas de Badajoz. aunionfoto.com

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz


Los exteriores de la boda de Elena y Javier fueron en el parque aledaño de las esculturas, en Leganés. Siempre buscando la sombra, hicimos un poco el payaso y con el cachondeo me costó reorientar la sesión hacia matices más románticos, pero creo que lo conseguí…bueno, al menos en algunas fotos.

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz


Tampoco tuvimos mucha colaboración del guardia de seguridad (un invitado que resultó bastante pertinaz), férreo defensor de las plantas aromáticas. No nos quitó la vista de encima ni un momento y mira que intentamos escabullirnos.

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, BadajozElena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia
Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia


En el salón, aliviados ya del calor, descansamos y nos repusimos. Pero no tardaron en llegar las sorpresas tales como espontáneos trepadores, grupo de danza circular, padre de Elena danzarín, globo de localización de la novia, pelucas de colores chirriantes, Elvis leganenses y copas bajo los rayos del sol.

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, Badajoz

Elena y Javier. Juan Aunion, fotógrafo de Bodas, BadajozSalida nocturna en la boda de Elena y Javier

Finalizado el ágape de la Boda de Elena y Javier, ellos tenían ganas de más. Por tanto a Madrid que nos fuimos de copas. Poco duramos, pues el cansancio ya hacía estragos en la concurrencia. Sin embargo, algunas perlas inolvidables sí pude extraer de aquella salida nocturna por Puerta de Toledo.

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia

Boda de Elena y Javier. Juan Aunion Fotografia

En fin chicos, un placer trabajar con vosotros, gracias porque todo fluyó como si nos conociéramos de siempre. Enhorabuena! 

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin